El Proceso

Pure Craft

4 veces destiladoCero filtrado 


El alcohol de uva es sometido a cuatro destilaciones. Por medio de  la columna de fragmentación de cobre – siempre trabajando por encima de 90º de graduación- conseguimos un vodka de extraordinaria pureza.
Gracias a esta destilación perfecta, no necesitamos filtrados para tener un alcohol  puro y absolutamente cristalino.

El proceso SIN FILTROS preserva el sabor, la untuosidad y el carácter de las uvas y los cereales de los que procede.

Después de un periodo de reposo, el alcohol recién destilado es mezclado con agua mineral de mineralización débil

Embotellar un vodka directamente desde el alambique de cobre, sin filtrar es una declaración de maestría y artesanía.


En contra de la neutralidad


El proceso de filtración, especialmente los filtrados agresivos a baja temperatura, eliminan los defectos en caso de una mala destilación, pero también eliminan el sabor y el carácter único del destilado.

Cuanto más sometido a filtrados se encuentre  un vodka, más neutro e insípido queda, y RIP Vodka es cualquier cosa menos neutro o sin carácter.

Nuestro vodka, tal como sale de la destilación es simplemente extraordinario, puro, lleno de sabor, untuosidad y personalidad.

#RIPVODKA